.

.

miércoles, 23 de marzo de 2016

No des explicaciones, la gente sólo escucha lo que quiere oír


Cuentan que Oscar Wilde estaba convencido de que a menudo la gente no escucha cuando se le habla.

Para demostrarlo contaba a sus amigos una anécdota que aseguraba haber vivido en primera persona.

Así, recordaba el día que tuvo que asistir a una importante fiesta a la que llegó tarde. Para justificar su tardanza ante la anfitriona, Wilde puso como escusa que se le había hecho tarde porque "había tenido que enterrar a una tía suya a la que acababa de matar". La dama, sin inmutarse, contestó: "No se preocupe. Lo importante es que haya venido".


9 comentarios:

  1. Jajaja, muy bueno. Y además, cierto. Y tiene que ser jodido decir cosas que no piensas pero que la gente quiere oír. Yo prefiero quedarme callado.

    Un beso :-)

    ResponderEliminar
  2. Estoy convencida de que la gente no escucha, es curioso que muchas veces preguntan solo por escucharse a si mismos. Tampoco leen, en un examen de historia mi hija coló "si lee esto le invito a un franfrut en el puesto de Tomas" Jamás se lo reclamó, ni la suspendió. Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Las frases de Oscar Wilde merecen un marco todas.

    ResponderEliminar
  4. A mi me pasó en clase de Ingles. Me habia retrasado y me preguntó la causa, le dij en ingles que por la niebla, (inexistente ), y ahi quedo.

    ResponderEliminar
  5. Muy bueno. La gente sólo escucha lo que le interesa y demasiadas veces lo interpreta y lo tergiversa a su conveniencia. Soy Idoia, de "Sin química no hay biología". Cerré aquel blog y hace un par de años estoy en "La agonia de Ayla".
    Me ha encantado volver a leerte y además he reencontrado a Sbm. Hoy es un día bonito.
    Abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Sólo sabemos oir, que no es lo mismo que escuchar. DE razón, tanto diálogo de sordos. Un Abrazo. Carlos

    ResponderEliminar